¿Cuáles son las diferencias entre el Marketing de Contenidos y el Inbound Marketing?

Al momento de diseñar nuestra estrategia de marketing digital, nos hemos topado muchas veces con los términos “Marketing de Contenidos” e “Inbound Marketing”. En algunos casos, hemos llegado a confundir ambos términos como sinónimos cuando no son intercambiables. 

Tanto el Inbound Marketing como el Marketing de Contenidos son dos procesos distintos. Es decir, el Marketing de Contenidos vendría a ser una pieza inicial o correlativa a la metodología Inbound Marketing. No obstante, no por ello hablamos de lo mismo al momento de referirnos a uno u otro.

Para comprender ambos procesos, es necesario que vayamos por partes. Por lo cual, comenzaremos aclarando que tanto el Marketing de Contenidos como el Inbound Marketing tienen en común el buscar atraer al mayor número de usuarios a nuestra web. La diferencia está en con qué fines lo hacen.

Sin decir más, comencemos.

¿Qué es el Marketing de Contenidos?

marketing de contenidos

El Marketing de Contenidos forma parte importante del Inbound Marketing y se enfoca en la difusión de contenido útil, atrayente y optimizado para posibles clientes. Es decir, se trata de pensar en la estrategia, creación, planificación y análisis de resultados que tiene como objetivo la captación de tráfico para un sitio web.

Si bien tenemos a los Buyer Persona en mente al momento de crear los diferentes contenidos y planificar nuestra estrategia de marketing de contenidos, no necesariamente nos encontramos orientados a convertir las visitas de los usuarios en ventas. ¿Por qué? Porque en el Marketing de Contenidos, la prioridad es el contenido: qué tan atrayente es, cuánto logra enganchar al usuario y cuántas páginas vistas tenemos. Sin embargo, el objetivo final no es transformar a estos leads en clientes.

¿Qué queremos decir con esto? Veamos el siguiente ejemplo: Supongamos que trabajas en el área de marketing para una firma de abogados y decides añadir al sitio web un blog con contenido optimizado que brinde consejos legales útiles para potenciales clientes. Para lo cual, tu equipo de marketing realiza un calendario con los temas que tocará cada semana en el blog de la empresa. Cada tema debe ir optimizado en SEO y orientado para un tipo de cliente ideal (buyer persona).  Sin embargo, no se ha implementado ninguna estrategia para poder formar una base de datos que puedas usar en una campaña de Email Marketing posteriormente. Tampoco se ha colocando algunos call-to-action que acompañen a este contenido.

¿Qué es el Inbound Marketing? 

El término Inbound Marketing fue acuñado por primera vez durante el 2005 por Brian Halligan, creador y cofundador de Hubspot. Cuando Halligan plantea la metodología Inbound Marketing, la tendencia dentro de las estrategias de marketing estaba enfocada solo en grandes comerciales de gran presupuesto.  

Sin embargo, él menciona que son los usuarios los que deben encontrar los servicios que una determinada compañía ofrezca utilizando sus propios medios. Esto último es lo que define al Inbound Marketing: hacer que un usuario, en su proceso de búsqueda, encuentre al producto o servicio de su interés. A partir de ello, al ver el contenido, este se decidirá a hacer una compra.

Como dijimos inicialmente, el Marketing de Contenidos es una pieza inicial o correlativa a la metodología Inbound Marketing. ¿Por qué? Porque el Inbound Marketing comprende una serie de tácticas que hacen posible difundir contenido de valor afín a tu público objetivo. 

Con esto se busca que los usuarios encuentren a la marca con la que estamos trabajando, confíen en nosotros y se sientan cómodos en todo momento. Y con “cómodo” queremos decir: No campañas intrusivas, ni contenido invasivo que le diga a cada instante “¡Compra ya!”. Lo que menos busca el Inbound Marketing es que el usuario se sienta abrumado. Por el contrario, funciona como una relación: Una primera fase de atracción, otra de conocerse el uno al otro, y una final, la cual comprende el intercambio. En nuestro caso, este intercambio vendría a ser el proceso de compra.

Pero esto no acaba ahí, dado que si todo ha ido bien, estaremos entrando en lo que es la fidelización del cliente. Es decir, utilizar estrategias que hagan que nos continúe eligiendo.

Por ello precisamente es que es tan importante construir esta “relación” de forma amena, considerando siempre cómo el otro se siente en cada etapa. Aplica para la vida real, y en el Inbound Marketing, lo tenemos más que claro.

¿Qué es el Buyer’s Journey?

inbound marketing email marketing buyer's journey

Para lograr mantener al usuario con nosotros, el Inbound Marketing comprende un concepto llamado: viaje del Buyer Persona (Buyer’s Journey). Y este consiste básicamente en todo el trayecto que realiza un usuario hasta que decide efectuar una compra o adquirir un servicio. Este “viaje” puede reducirse en la siguiente cadena de acciones:

  • Captura del contacto: Se trata de usar herramientas de tracking como: píxeles dentro de una página web o formularios que permitan obtener datos de contacto del usuario. De modo que, a partir de ello, sea posible continuar enviando contenido que influya en el resultado que esperas.
  • Oferta de contenidos: Consiste en poner a disposición del usuario cupones de descuento, ebooks, guías u ofertas de tiempo limitado que incentiven la conversión a ventas.
  • Calls-to-action: Se trata de colocar links (calls-to-action) dentro de imágenes, posts en un blog o como parte de la web para incrementar la conversión. 
  • Landing Pages: Se trata de las páginas a las que se conducirá a los usuarios con los llamados a la acción. Estas deben estar optimizadas y contener información útil u otras ofertas disponibles que motiven la conversión a ventas. Así mismo, pueden contener formularios de contacto o suscripción.
  • Contact Management Integration: Se encuentra a cargo del proceso de CRM (Customer Relationship Management) y básicamente describe la recopilación de datos, elaboración de reportes y análisis sobre la reacción de los usuarios al contenido que le presentes.
  • Campañas de Email Marketing: Esta es una de las piezas clave de la metodología Inbound Marketing. Ello en tanto que se trata de usuarios que han buscado tener contacto y ya se encuentran interesados en los productos o servicios que ofreces. Por lo cual, es importante la selección del envío de contenido optimizado y de alto interés mediante una adecuada segmentación de audiencias. Esto con el fin de darle a estos usuarios un último argumento para convencerse de comprar.
  • Automatización de Emails personalizados: Debido a que las campañas de email marketing demandan una considerable cantidad de tiempo y energía, es posible usar herramientas que nos permitan automatizar este proceso mediante workflows. Estos guiarán al usuario desde un primer correo personalizado de bienvenida hasta otros de mayor interés.
  • Redes sociales: La metodología Inbound Marketing se sirve también de herramientas como nuestra presencia en redes sociales. Entre sus objetivos se encuentra el crear grandes nichos de interés mediante los cuales puedas edificar y mantener tu presencia como referente del área.

Finalmente, nos queda por mencionar que parte de realizar una estrategia en base al Inbound Marketing es tener en cuenta en todo momento, que tu contenido debe encontrarse optimizado (SEO) en cada una de sus presentaciones. Es decir, tu web debe ser de carga fácil, debes hacer uso de las palabras clave afines a tu comunidad para que estos puedan encontrarte. Asimismo, se recomienda monitorear tu presencia en redes sociales y analizar de dónde proviene tu fuente de tráfico, para retroalimentar tu estrategia.

Marketing de Contenidos vs Inbound Marketing: Diferencias

Habiendo llegado a este punto, queda claro que la principal diferencia entre una estrategia de Marketing de Contenidos e Inbound Marketing recae en que la primera se enfoca en la creación, difusión y monitoreo de contenido útil para atraer clientes y lograr tráfico online.

Por otra parte, el Inbound Marketing, toma esto en cuenta pero va más allá que el Marketing de Contenidos. No solo se limita a la generación de tráfico web, su principal objetivo está en la creación de estrategias y uso de softwares de apoyo para hacer que un usuario decida adquirir un servicio o producto al mismo tiempo en que obtiene contenido de valor . Asimismo, este nota que la marca con la que interactúa es una compañía en la que puede confiar. 

De este modo, el usuario que llega mediante una campaña de Inbound Marketing encontrará una gran variedad de contenido que lo invite a ser un visitante recurrente del sitio, estar pendiente de lo que este portal o web tenga que decir al respecto de un tema de interés propio de la comunidad a la que pertenece, etc. Es decir, el Inbound Marketing se centra en algo más que solo cerrar una venta, sino también fidelizar a los clientes.

¿Cómo? A diferencia del Marketing de Contenidos, el Inbound Marketing utiliza todos los recursos de marketing digital para garantizar que una vez que el usuario ha llegado a ti, se quede. Sea mediante el envío de ofertas especiales, cupones de descuento, contenido de descarga como guías o ebooks, ver anuncios en redes sociales e incluso visualizar el número de recomendaciones y reviews positivas que posees en estas.

Con ello no queremos decir que Inbound Marketing es mejor que el Marketing de Contenido. Recordemos que si en algo se especializa el Marketing de Contenido es en atraer a la mayor cantidad posible de usuarios de una determinada comunidad. Trabajando en conjunto Inbound Marketing y Marketing de Contenido, podemos obtener resultados que a largo plazo pueden satisfacernos ampliamente dadas las particularidades de cada uno.

diferencias entre marketing de contenidos e inbound marketing

¿Cómo se vincula el Marketing de Contenidos al Inbound Marketing?

De acuerdo a lo que hemos explicado, el Marketing de Contenidos y el Inbound Marketing son dos tipos de estrategias de marketing digital que, en conjunto, permiten incrementar la presencia digital de una compañía al mismo tiempo en que fideliza a los usuarios de una determinada audiencia.

De modo que, el Marketing de Contenidos puede entenderse hasta cierto punto como una parte inicial del Inbound Marketing. Ello en tanto que necesita de un contenido optimizado y atractivo para poder llegar a la audiencia que estás buscando. El cómo convertir a esta audiencia en destinataria final de los productos o servicios que vas a ofertar en la campaña que realizas es parte de otro en el cual puedes valerte de las herramientas del Inbound Marketing.

De este modo, el Marketing de Contenido nutre a la estrategia de Inbound Marketing, haciéndola más “pulcra” al momento de darte a conocer. 

Si estás pensando en utilizar alguna de estas dos estrategias o usarlas en conjunto, te aconsejamos primero definir a tus buyer persona, analizar la data del viaje de tu buyer utilizando herramientas que te permitan saber en qué parte del proceso de compra se quedan y si es que el contenido que has generado anteriormente ha atraído el tráfico esperado para tu sitio. Saber en donde nos encontramos inicialmente, que ha funcionado y que no, es importante al momento decidir qué pasos seguirás para orientar positivamente tus futuros resultados.

Author avatar
Pamela Adco

Post a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *